Newtral
Coronavirus: Pleno extraordinario en el Congreso de los Diputados, en directo
Siguiente

Coronavirus: Pleno extraordinario en el Congreso de los Diputados, en directo

La Cámara Baja vota la prórroga del estado de alarma y la convalidación de tres Reales Decretos para atajar las consecuencias del COVID-19



Este miércoles el Congreso de los Diputados celebra un pleno atípico, con las bancadas prácticamente vacías y unos puntos en el orden del día inéditos: la convalidación de tres Reales Decretos aprobados por el Gobierno para atajar las consecuencias del coronavirus y la votación sobre la prórroga hasta el 11 de abril del estado de alarma derivado de este.

Salvo sorpresa, el Gobierno conseguirá que todo ello salga adelante con el apoyo de los principales partidos de la oposición. PP, VOX -excepto un Real Decreto-, Ciudadanos y PNV han anunciado que se pronunciarán a favor en todas las votaciones. Por su parte, ERC ha optado por el sí en las tres primeras, pero apostará por la abstención en lo relativo a la extensión de la situación excepcional.

Pedro Sánchez: «Comparezco para solicitar tiempo»

“Comparezco para solicitar tiempo”. Con esta frase ha resumido el presidente del Ejecutivo su defensa sobre la ampliación del estado de alarma hasta el 11 de abril. Una situación  que, como ha recordado, España vive ya desde hace once días.

Once días en los que, según ha explicado Pedro Sánchez, todas las medidas tomadas por el Gobierno han tenido tres objetivos: “anteponer la protección de las personas más expuestas” al coronavirus, blindar “al máximo” las “capacidades del sistema de salud” y proteger a los profesionales sanitarios y evitar la propagación del virus mediante medidas de higiene básico y normas para mantener “los máximos niveles de distanciamiento social”.

El presidente del Ejecutivo ha pedido, con esto, “lealtad” y “unidad” al resto de partidos políticos, a los que por su parte ha prometido transparencia y cooperación en la toma de decisiones.

Así, ha anunciado que la Comisión de Sanidad del Congreso se convertirá en una comisión de seguimiento del coronavirus mientras dure la crisis y que, en ella, comparecerá semanalmente el ministro Salvador Illa para dar cuenta de la evolución de la pandemia y de las medidas adoptadas por el Gobierno.

El llamamiento de Sánchez no ha evitado, sin embargo, las críticas de las formaciones, que le han acusado de “llegar tarde” y ser “ineficaz”. Frente a estas, el presidente ha reiterado ante el líder del PP que el Gobierno ha ido tomando las medidas cuando los expertos científicos así se lo indicaban: “No se conocía la amplitud de esta tragedia ni menos el momento en que iba a comenzar, como tampoco lo conocían los responsables políticos de los demás países”.

Casado: “La eficacia del Gobierno está siendo mínima”

El líder del PP ha garantizado “por sentido de estado y lealtad institucional” el apoyo de su grupo parlamentario a la prolongación del estado de alarma, pero ha sido muy crítico con la gestión del Gobierno: “Su eficacia está siendo mínima y eso no puede ser”. 

Pablo Casado ha señalado como prueba de ello el aumento diario del número de fallecidos en España –que hoy ha superado a China– o la falta de material sanitario. Una faceta que, en su opinión, choca con la actitud mantenida por los ciudadanos y demuestra que “el mando único no se ejerce con eficacia”.  

En este sentido, ha reiterado la colaboración de todas la comunidades autónomas, diputaciones y ayuntamientos gobernados por el PP. También ha propuesto que las banderas ondeen a media asta en recuerdo de los fallecidos por el coronavirus y que, cuando la crisis termine, se celebre por ellos un funeral de Estado.

Abascal: “El Gobierno lo ha hecho todo tarde y todo mal”

VOX ha anunciado el apoyo a la prórroga del estado de alarma porque, en palabras de su líder, no tenían “más remedio”. Declaración que ha venido precedida por un discurso durísimo contra Sánchez: “El Gobierno lo ha hecho todo tarde y todo mal”.

En su opinión, el COVID-19 ha generado tres amenazas para España: sanitaria, económica y política. En el primer aspecto, ha denunciado la falta de recursos materiales en los hospitales y centros de salud y la ausencia de pruebas de diagnóstico, que tan útiles han resultado en otros países. Respecto a lo económico, ha reiterado las medidas propuestas por Espinosa de los Monteros unas horas antes: supresión de cuotas para los autónomos y exenciones fiscales a las familias, entre otras.

Finalmente, en lo político, Abascal ha pedido el cese de Fernando Simón, por considerar que se ha agotado su crédito y la destitución de Pablo Iglesias, al que ha tildado de “totalitario peligroso” y de querer sacar “rédito” de esta crisis. También ha reclamado la aplicación del artículo 155 en Cataluña para relevar al president de la Generalitat, Quim Torra: “Sus prejuicios antinacionales están poniendo en mayor riesgo todavía la vida de los catalanes”.

Rufián: «O paramos el país o nos quedamos sin país”

El portavoz de ERC, Gabriel Rufián, ha coincidio con el resto de los partidos de la oposición al señalar que el Ejecutivo ha llegado “tarde” en la adopción de medidas y, como tal, ha argumentado que su formación se abstendrá respecto a la extensión del estado de alarma. 

Este retraso lo ha focalizado en dos decisiones concretas, que todavía el Gobierno no ha adoptado: el ‘cierre’ de la Comunidad de Madrid y Cataluña y, la segunda, la suspensión de todas las actividades económicas no esenciales. «O paramos el país o nos quedamos sin país, sea el país que sea para cada uno», ha resumido.

En paralelo a un aumento de la medidas de confinamiento, Rufián ha pedido que se eleven “los controles a los policiales en la calles”.

Lastra y Echenique piden «responsabilidad» a PP y VOX

Los portavoces parlamentarios de los partidos del Gobierno, Pablo Echenique y Adriana Lastra, han cerrado filas con la estrategia de la coalición. El dirigente de Unidas Podemos ha señalado las dos certezas que -cree- se pueden percibir tras la aplicación de las medidas por  parte del Ejecutivo: que la aplicación del estado de alarma es una “buena idea” y que el tiempo de austeridad “se ha acabado”.

En contraposición con esto, ha criticado la posición de PP y VOX, a los que ha echado en cara la falta de soluciones por su parte: “Habrá que preguntarse algún día de qué han servido los partidos de derecha en esta crisis”.  Unos reproche que ha compartido Lastra.

Esta ha dedicado parte de su intervención en destacar el comportamiento de los ciudadanos y la repercusión que la prórroga del estado de alarma tiene en ellos: “Cada día, cada hora, cada minuto que seamos capaces de recortar a la enfermedad se mide en vidas que salvamos y en dolor que evitamos”.

¿Qué postura ha adoptado cada partido respecto a los Reales Decretos sobre el coronavirus?

La vicepresidenta Nadia Calviño ha sido la encargada de defender los Reales Decretos que el Gobierno ha aprobado para combatir los efectos del coronavirus a nivel económico y social. Estos, según ha explicado, atienden a “tres prioridades claras”: luchar contra la epidemia reforzando el sistema sanitario y la investigación, apoyar a los trabajadores y las familias -especialmente las más vulnerables-, y apoyar la actividad económica con medidas de liquidez y flexibilidad. 

[Consulta aquí y aquí un resumen de las medidas que está debatiendo el Congreso]

Más allá de las medidas aprobadas por el Gobierno, Calviño ha incidido en que “están trabajando” en la respuesta de la Unión Europea al COVID-19: “Es el momento de que Europa demuestre su fuerza dando una respuesta fiscal común, contundente y a la altura de las circunstancias actuales”.

Asegurados el sí de los grupos parlamentarios del PSOE y Unidas Podemos, la mayoría de los partidos han garantizado su apoyo a los Reales Decretos aprobados por el Gobierno. Repasamos sus posturas, una a una.

El PP da su apoyo a todas las medidas 

El representante popular, Mario Garcés, ha asegurado el sí de su grupo a las tres normas aprobadas por el Ejecutivo, a pesar de considerar que la respuesta ha sido insuficiente y “extemporánea”. 

En su opinión, la gestión gubernamental del COVID-19 debería basarse en tres principios: “inmediatez, ejecutabilidad y eficacia”. Sin embargo, ha manifestado sus dudas sobre si el Gobierno va a poder garantizarlo dado al “colapso” que -ha sostenido- “existe en algunas áreas”

VOX, sí a dos normas y no a otra

Iván Espinosa de los Monteros ha asegurado que el apoyo de VOX a dos Reales Decretos no iba a suponer una falta de crítica al Ejecutivo y, de hecho, ha calificado como «una obligación» su oposición a este: “El Gobierno está llegando tarde y mal (…) La crisis nos ha encontrado sin los deberes hechos”.

En un discurso bronco, ha argumentado que el primer paso para lograr una mejor gestión de la crisis debería ser relegar a las comunidades autónomas a un papel “meramente consultivo”. A continuación ha urgido al Ejecutivo a adoptar iniciativas adicionales a las ya aprobadas, por considerarlas “claramente insuficientes”. Como propuesta, el portavoz de VOX ha impulsado la exención, bonificación o retraso del pago de impuestos a familias, empresas y autónomos, entre los que destaca la supresión del gravamen de sucesiones para toda España con efecto retroactivo desde el 15 de febrero y la dispensa del IVA y los impuestos especiales sobre agua, luz y gas para las familias. De igual manera, ha planteado una de las medidas estrella de la formación: la paralización subvenciones a partidos políticos, sindicatos y patronales.

Con todo, Espinosa de los Monteros ha anunciado que, “por responsabilidad” su formación apoyaría dos de las tres normas que el Gobierno buscaba convalidar. En la otra -la que incluye la reforma de la Ley del CNI para posibilitar la presencia del Pablo Iglesias en la comisión delegada de este- su posición ha sido negativa: “Es una inaceptable burla para los españoles”. 

ERC opta finalmente por el sí

Gabriel Rufián ha sido una de las voces más críticas con el Gobierno en el hemiciclo, donde ha denunciado una falta de recursos materiales y económicos: “No basta solo con los aplausos [a los sanitarios]. No solo necesitan aplausos. Necesitan medios”.

Partiendo de esta idea y extendiéndola al resto de la sociedad ha enumerado distintas propuestas para paliar los efectos de la crisis del coronavirus, muchas de ellas en consonancia con lo expuesto por otras formaciones. Entre otras, la suspensión del pago de alquileres y servicios básicos como agua, luz y gas, la prohibición de despidos, la instauración de una renta de confinamiento para personas vulnerables, la implantación de un impuesto solidario y temporal sobre compañías digitales e intermediarias de distribución y de otro permanente sobre las grandes fortunas y la reforma de la Ley de estabilidad presupuestaria.

A pesar de lo anunciado en los días previos, el partido independentista finalmente ha votado a favor de los Reales Decretos.

Diferencia de posturas en el Grupo Plural

El portavoz del BNG, Néstor Rego, ha anunciado que su partido iba a facilitar la convalidación, pero que no votaría favor. El motivo que ha dado para la abstención ha sido, principalmente, lo que considera el desigual reparto de los fondos que el Gobierno va a distribuir entre las comunidades autónomas: “No va a recibir más fondos el que más lo necesita”.

Más País ha optado por el sí, aunque considera que el Ejecutivo debe “ir más lejos” en sus iniciativas. Entre las medidas que ha reclamado Íñigo Errejón están la paralización de “toda la producción que no sea inmediatamente imprescindible para el sostenimiento del país”, un “ingreso básico de emergencia” y “prohibir que se despida” a los trabajadores mientras dure la crisis. 

PNV y Ciudadanos votan a favor

El representante del PNV, Mikel Legarda, ha calificado los Reales Decretos como “pasos en la buena dirección”, aunque ha aventurado que su eficacia dependerá de “la rapidez en su implementación” y el desarrollo de un “plan de recuperación a futuro” con medidas económicas y fiscales. En esta superación del coronavirus, ha considerado “ineludible” una respuesta coordinada por parte de la UE.

“Ciudadanos es un partido de Estado (…) Desde nuestra posición central hemos intentado ser responsables desde el primer minuto”. Esta frase representa la posición en la votación del pleno de Ciudadanos, que ha mostrado la faceta conciliadora que está manteniendo durante la crisis del coronavirus. 

A pesar de garantizar su sí, María Muñoz ha afeado -como también ha hecho Navarra Suma- que el Ejecutivo incluyera la modificación de la ley que regula el Centro Nacional de Inteligencia para posibilitar la presencia de Pablo Iglesias en la comisión delegada del CNI. Tras esta, Ciudadanos también ha criticado las medidas dirigidas a los autónomos, que considera insuficientes: “Tenemos que permitirles paralizar la cuota, las cotizaciones sociales y los impuestos hasta que pase esta crisis”.

EH Bildu se abstiene

EH Bildu ha optado por la abstención, según ha anunciado su portavoz, Mertxe Aizpurua. Esta, sin embargo, ha exigido a Calviño que asuma las reclamaciones de las formaciones: “Pedimos una cosa: que la responsabilidad que estamos adoptado aquí diferentes grupos la muestre el Gobierno y atienda las peticiones que le estamos trasladando”.

Además ha planteado la necesidad de extender los test de detección del coronavirus a todos los sanitarios y personas de riesgo, la suspensión de alquileres para personas en situación de vulnerabilidad o afectados por ERTES o los permisos para cuidado de menores, entre otros. 

Como también ha hecho la representante de la CUP, Aizpurua ha reclamado al Gobierno que tome medidas sobre multinacionales y bancos: “Oblígueles a arrimar el hombro, a que asuman lo que les corresponde de esta crisis”.

Grupo Mixto: Foro Asturias y UPN dan su sí 

Los representantes de Foro Asturias y Navarra Suma, Isidro Martínez Oblanca y Sergio Sayas, han garantizado su apoyo, si bien han instado al Gobierno a que estos supongan un “primer paso” en la protección de los ciudadanos y el sistema sanitario. 

En esta línea, el portavoz navarro ha pedido a Calviño que explique “qué está pasando con las compras” de material y tests de diagnóstico, dado que los presidentes autonómicos se quejan de que no llegan pero el Ejecutivo asegura que sí lo está haciendo: “Algo está fallando”.

Por su parte, la CUP ha considerado “insuficientes” las medidas adoptadas respecto a los países de nuestro entorno y lo que piden las autoridades sanitarias: “Esta crisis no puede depender de la buena voluntad de los españoles y los empresarios”. 

¿Ha conseguido el Gobierno los apoyos para los reales decretos sobre el despido por baja justificada y las medidas del campo?

Sí, tanto la ministra de Trabajo como el ministro de Agricultura han constatado que el Congreso dará luz verde a los Reales Decretos que ambos impulsaron sobre la derogación del despido por baja médica justificada y las medidas para mitigar la caída de los precios del campo. 

Se trata de dos normas que la llegada del coronavirus ha eclipsado por motivos obvios, pero que en el mes de febrero el Ejecutivo aprobó como unas de las iniciativas ‘bandera’ del curso. La primera estaba incluida en el acuerdo de coalición de PSOE y Unidas Podemos en el apartado de medidas del ámbito laboral que pretendían atajar.  

Yolanda Díaz ha recurrido en su intervención al mensaje empleado por el Gobierno en la lucha contra el coronavirus para defender, también, la norma que buscaba convalidar su departamento: “Si estás enferma, quédate en casa”. En su opinión, el despedido por baja médica justificada suponía un “ataque a la salud” del empleado contrario a los derechos básicos: “Y lo hemos dicho desde el principio, los derechos fundamentales no se tocan ni están sujetos a negociación”. 

En las antípodas se ha mostrado VOX, el único de los partidos de ámbito nacional que ha anunciado el voto en contra de este Real Decreto. La portavoz de la formación de ultraderecha ha defendido este tipo de despido como una medida contra “los abusos” y “el daño” que el absentismo provoca a las empresas. 

Por su parte, el Real Decreto de las medidas del campo respondió a las numerosas protestas de los agricultores y ganaderos, que denunciaban las enormes pérdidas que asumían debido al sistema de compra y distribución de los productos agrícolas y pesqueros. La norma incluía como principal novedad la prohibición de las ‘ventas a pérdida’. 

En su argumentación, el ministro Luis Planas ha incidido en la importancia que este sector tiene para el país, el cual -considera- se ha hecho todavía más patente en el estado de alarma que atraviesa el país: “Los necesitamos”.  Así, ha planteado la norma como una forma de impulsar un área económica “vulnerable” en el que la “merma de márgenes empresariales” ha sido prácticamente una constante hasta ahora. 

A excepción de la portavoz del PSOE, ha habido unanimidad en los partidos al considerar que el Real Decreto sobre las medidas del campo “se queda corto”, en palabras del portavoz de ERC, Gabriel Rufián. En esta línea, muchos han pedido que se tramite como proyecto de ley para poder introducir modificaciones en la norma.

¿Cómo está condicionando el COVID-19 el pleno?

El hemiciclo ha acogido este miércoles un pleno atípico que, sin embargo,  se ha desarrollado según la ‘normalidad” impuesta por la crisis del coronavirus que vive España. Apenas 43 diputados han estado presentes en la Cámara y, en las diversas votaciones, han tenido que utilizar guantes para pulsar los botones verde, rojo o amarillo con los que reflejar su posición. Todos los demás, 307, han solicitado votar de forma telemática

Catalina y Pilar han sido, en esta ocasión, las encargadas de desinfectar y limpiar el atril cada vez que un orador subía al estrado. Todos ellos han aplaudido de forma unánime cuando la presidenta de la Cámara, Meritxell Batet, ha querido agradecer públicamente su labor: “Van a protegernos y a darnos seguridad para que podamos ejercer nuestras intervenciones desde la tribuna”. 

¿Quieres comentar?

Relacionados

Más vistos

Siguiente