Newtral


Los datos del trabajo infantil en el mundo
Siguiente

Los datos del trabajo infantil en el mundo

Cada 12 de junio se celebra el Día Mundial contra el Trabajo Infantil, que nos recuerda la existencia de una de las mayores lacras que afecta a los habitantes más frágiles del planeta. Millones de niños en todo el mundo ejercen algún tipo de trabajo que supone una violación de sus derechos fundamentales. Muchos de ellos lo hacen para mantener a sus familias, pero los trabajos que desempeñan pueden ser de explotación o resultar peligrosos. En la mayor parte de los casos la dedicación a la producción económica implica el abandono escolar prematuro o que tengan que trabajar y estudiar al mismo tiempo. En el peor de los casos el trabajo infantil puede implicar la separación de los niños de su familia, la esclavitud o ser expuestos a actividades perjudiciales para su salud.

Según las estimaciones de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) en su informe Global Estimates of Child Labour, results and trends 2012-2016, en todo el mundo hay unos 218 millones de niños ocupados en la producción económica con edades comprendidas entre 5 y 17 años, de los cuales 152 millones son víctimas del trabajo infantil (58% niños varones y 42% niñas) y 73 millones ejercen un trabajo infantil peligroso. Aproximadamente el 71% de los niños en esta situación trabaja en el sector agrícola; el sector servicios comprende en torno al 17% y el industrial el 12%.

Casi la mitad del trabajo infantil se concentra en África, donde unos 72 millones de niños se encuentran en esa situación. 62 millones de niños son trabajadores infantiles en Asia-Pacífico (India, China, Japón…), 10,7 millones en América, 5,5 millones en Europa y Asia Central (Rusia, Turquía, Europa Occidental…) y 1,1 millones lo hacen en los Estados Árabes (Península Arábiga).

El trabajo infantil impide que los niños tengan una infancia plena, buena educación y desarrollo personal en un entorno seguro. En este 2019 se cumplen veinte años de la adopción del Convenio sobre la prohibición de las peores formas de trabajo infantil de la OIT, ratificado por los 187 países que componen la OIT a excepción de Tonga (Polinesia). Otro de los programas que se están llevando a cabo es el de la Meta 8.7 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas que trata de adoptar medidas para erradicar el trabajo infantil en 2025. Aunque en los últimos años se ha producido un descenso del número de niños en esta situación -hemos pasado de 168 millones en 2012 a 152 millones en 2016- hay que continuar trabajando para su erradicación completa.

¿Quieres comentar?

Relacionados

Más vistos

Siguiente