Newtral
Por qué destina el Gobierno ahora 1.500 millones de euros a la Formación Profesional
Siguiente

Por qué destina el Gobierno ahora 1.500 millones de euros a la Formación Profesional

El Ejecutivo presenta un plan para impulsar la FP, un itinerario no tan demandado en España pese a que cuenta con una alta tasa de inserción laboral

Shutterstock

«Es el momento de la Formación Profesional». Así de contundente se mostró el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, la semana pasada en la presentación del Plan de modernización de la Formación Profesional (FP) en España, y con el que se van a invertir 1.500 millones de euros en los próximos cuatro años.

El aumento del paro en España —y en especial el alto para juvenil—, así como la crisis económica por el coronavirus, se une a una realidad que pone en el foco en la FP: Cada vez más las empresas piden a estudiantes de Formación Profesional.

«Las previsiones para España en 2025 identifican que el 49% de los puestos de trabajo que se va a requerir van a exigir una FP y solo un 14% de esos puestos requerirán una baja cualificación», evidenció Sánchez. Esto contrasta con las perspectivas de España. En 2019 el 22,7% eran personas con cualificación intermedia y el 38,7% tenía formación inferior a la segunda etapa de secundaria.

¿Pero cómo es la realidad de la Formación Profesional en España? ¿Qué papel ocupa frente a los títulos universitarios y el abandono escolar?

Más de 150 ciclos formativos

Mientras que la idea de tener estudios en España siempre ha ido muy ligada a los títulos universitarios, en los últimos años se ha dado un impulso al FP, tanto en el número de alumnos como en el número de ciclos, que ha crecido exponencialmente.

Ahora la Formación Profesional cuenta con 26 familias profesionales como Energía y Agua; Vidrio y Cerámica; Servicios Socioculturales y a la Comunidad; Madera, Mueble y Corcho, entre otras. Estas son las que engloban los diferentes ciclos formativos.

«La oferta es amplia y variada, y posiblemente, desconocida para la mayoría. Hay ciclos como Gestión del agua, Animaciones 3D, juegos y entornos interactivos, Mecatrónica industrial…», explica a Newtral.es Ana Luengo, jefa de Estudios del Centro de Formación profesional de la Universidad Camilo José Cela (UCJC). En España ahora hay más de 150 ciclos formativos.

Luengo cuenta que en España existen más de 7.000 centros donde cursar estudios de Formación Profesional: 2.036 de básica, 2.798 de media y 2.441 de superior, «siendo cada vez mayor la presencia de entidades educativas privadas en el sector».

En cuanto al número de alumnos, este ha ido creciendo exponencialmente con los años. Mientras que en el curso 2011/2012 había 615.709, en 2019/2020 los estudiantes han llegado hasta los 861.906.

«En la última década el porcentaje de estudiantes que se ha decantado por la FP ha crecido un 77%, es decir, hay muchos jóvenes que quieren estudiar la FP, que ven un vehículo para conocer cuáles son sus vocaciones y materializarlo en profesión y empleo», comentó Pedro Sánchez.

Aún así, el número de alumnos de Formación Profesional está muy por debajo del de las universidades. En el curso 2019/2020 se calcula que hay 1.309.791 matrículas universitarias, frente a los 764.755 alumnos en Formación Profesional (sin contar la FP básica, ya que solo la pueden cursar menores de edad).

En parte, las menores cifras de alumnos en la FP ocurren, según cree Luengo, por la estigmatización que hay sobre este tipo de estudios. «A veces se piensa que para estudiar hay que ir a la universidad y que la FP es para aquellos que no llegan a ella», comenta y añade: «pero esto está cambiando, y una de las esferas en las que empieza a modificarse es en la de los padres, que ahora valoran más que sus hijos cursen ciclos formativos».

«Hay aún elementos que nos lastran, y algunos son culturales», coincide Luis García Domínguez, presidente de la Asociación de Centros de Formación Profesional FP empresa. «Por ejemplo, mucho de los oficios o profesiones para las que prepara la Formación Profesional están algunas veces bien pagadas y mal consideradas«, añade.

Aunque García Dominguez también detecta otro supuesto: «otros oficios entendemos que deberían estar mejor pagados». «De alguna manera esta emergencia sanitaria nos ha puesto de manifiesto que mucha de la gente que tenemos muy mal pagada y considerada es muy importante para la sociedad«, afirma en relación a trabajadores en el sector logístico, de la producción, agricultura, comercio de alimentos… «Tenemos que cambiar esa concepción que tenemos de la Formación Profesional», añade. 

Más alumnos en la superior y la básica

Dentro de la Formación Profesional hay diferentes niveles —formación básica, media y superior—, y no todos están creciendo igual de bien. «En los últimos años hay dos historias diferentes: por un lado está la evolución de la FP de grado superior y de la FP Básica, que ha sido muy positiva, y por otra la de grado medio, que ha estado estancada o incluso de retroceso en los últimos cinco años», comenta a Newtral.es Ismael Sanz, profesor de Economía de la Universidad Rey Juan Carlos (URJC) y exdirector del Instituto Nacional de Evaluación Educativa (INEE).

Sanz considera que esta tendencia «es muy preocupante» porque cree que la Formación media es «probablemente el nivel educativo que puede hacer que España reduzca su tasa de abandono temprano». En España, esta tasa fue del 17,3% en 2019, frente al 10,3% de la UE. «Lo que nos convierte en el país de la Unión Europea con la tasa más elevada de todos», apunta.

Según comenta el profesor de la URJC, en 2019 España solo tenía un 22,7% de la población de entre 25 y 64 años con estudios medios. Sanz explica que en ocasiones se transmite que la falta de estudiantes de FP de grado medio llega porque hay demasiadas personas con estudios superiores en España, una idea que no comparte.

«Eso no es verdad, tenemos un porcentaje de personas con estudios superiores que está bien, ya que es similar al que pueda tener la OCDE e incluso superior al de la Unión Europea. Pero eso no es ningún problema, todo lo contrario, es un activo de España», comenta.

Así, para él, el problema de que España tenga pocas personas con estudios medios viene de que «tenemos muchas personas que tienen como mucho la Educación Secundaria Obligatoria. En concreto, el 38,7% de la población española, cuando en el caso de la UE es tan solo del 21,6%», informa.

Formación Profesional y el empleo

Los grados medios son un tipo de formación que otros países, como Alemania —que normalmente se utiliza como referente en cuanto a Formación Profesional— han impulsado más que España. «Hay estudios que muestran que una de las causas por las que la tasa de paro juvenil en los países del centro de Europa es tan reducida en comparación con la de España es precisamente por ese buen funcionamiento de la FP de grado medio y el buen funcionamiento de la FP Dual», explica Ismael Sanz.

De hecho, mientras que Alemania contaba a cierre de 2019 con un paro juvenil del 5,6%, el de España se situaba en el 30,3%. La media de la UE era del 14,1%. Los expertos creen que estas cifras se podrían reducir con la Formación Profesional.

En la actualidad la mitad de las ofertas de trabajo están dirigidas a alumnos de FP y en la próxima década, según cifras del Ministerio de Educación y Formación Profesional, alcanzarán el 65%.

[Inteligencia Artificial y FP: los nichos de empleo frente a la desaceleración]

La FP Dual, la formación que se utiliza en el modelo alemán y que también se ha creado en España, es una modalidad que compagina, desde el primer curso, la formación en centros de trabajo con la formación en los centros educativos. «Más del 70% de los alumnos continúan trabajando en la empresa donde realizan sus prácticas y este porcentaje alcanza casi el pleno empleo en los casos de FP Dual», explica Luengo.

Por su parte, Sanz recuerda que «la inserción laboral de la FP Dual es más elevada que de la PF superior tradicional». «Prácticamente es 10 puntos mayor en el caso de la FP Dual», explica.

«Histórica y tradicionalmente, la Formación Profesional ha estado íntimamente ligada con el mercado laboral. Por ello, y en épocas de recesión de empleo, ha sido una constante en nuestro país optar por la FP en detrimento de los estudios universitarios para entrar en el mundo profesional», comenta Luengo. De hecho, eso es lo que ocurrió durante la crisis de 2008.

«Para salir de la otra crisis mucha gente que se quedó en el paro la opción que decidió para reciclarse o entrar otra vez en el mercado de trabajo fue la Formación Profesional. En ese sentido entendemos que vamos colocándonos en el sitio donde creemos que la formación profesional tienen que estar, que es la de ser una primera opción«, defiende Luis García Domínguez.

Lo que se oferta y se estudia en la Formación Profesional no siempre coincide con lo que pide el mercado laboral

Y ahora, con la crisis generada por el COVID-19, puede ocurrir lo mismo. «Suponemos que siempre hay una crisis y además se produce un cambio productivo económico, habrá gente que se quedará en el paro y que tengan que buscar una nueva salida profesional en los sectores que sean emergentes», avisa García Domínguez.

No obstante, el presidente de FP Empresa explica que, como ocurre en las carreras universitarias, lo que se oferta y se estudia en la Formación Profesional, no siempre coincide con lo que pide el mercado. «Tenemos una especie de puzzle, porque por un lado están las plazas que ya ofertamos, por otro lo que demanda la gente, y por otro, lo que se necesita en el mercado y piden las empresas. Y no coinciden las tres», señala.

Es por ello por lo que pide que en la ampliación de 200.000 plazas que ha incluido el Ejecutivo en el Plan de modernización de la FP «haya una coincidencia mediante la orientación para que tengan que ver con las salidas profesionales que marca el mercado en 2, 3 o 5 años».

De hecho, la jefa de Estudios del Centro de Formación profesional de la UCJC comenta que los alumnos de FP se decantan por ciclos relacionados con la Sanidad, Servicios Socioculturales a la Comunidad —desde educación infantil o de orientación de instituciones— y Administración y finanzas. Sin embargo, «un tercio de las ofertas laborales van dirigidas a los estudiantes de cinco ciclos: Administración y gestión, Informática, Instalación y mantenimiento, y finalmente Fabricación mecánica», alerta Luengo.

Así lo resume el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) en su Informe del Mercado de Trabajo Estatal: «La formación profesional, aunque ha ido incorporando nuevas especialidades, lo hace a un ritmo lento y no siempre en consonancia con las necesidades del mercado. Por otra parte, sigue careciendo de prestigio en muchos entornos y no logra atraer a jóvenes estudiantes, fundamentalmente hacia títulos relacionados con el sector industrial, muy demandados por las empresas del sector, por lo que hay deficiencia de trabajadores con formación profesional de grado medio en comparación con otros países y, en menor medida, de grado superior».

Plan de modernización del Gobierno

El Plan de modernización de la Formación Profesional del Ejecutivo cuenta con unos recursos de 1.500 millones de euros en los próximos cuatro años. «Se trata del plan más ambicioso en cuanto a dotación presupuestaria en FP a lo largo de la democracia», comentó Sánchez, que aseguró que «podrá ser ampliable gracias a los fondos de recuperación europeos«.

La inversión inicial del programa para 2020 es de 316 millones de euros, y la mayor partida, de 127 millones, se destinará a la acreditación de competencias básicas y profesionales, es decir, que trabajadores con experiencia profesional pero sin titulación puedan acreditar sus años de trabajo. El plan incide sobre 11 ámbitos de actuación:

  • Reconocimiento y acreditación de las competencias básicas y profesionales adquiridas a través de la experiencia laboral
  • Flexibilización y accesibilidad de la formación para un sistema único de Formación Profesional
  • Digitalización y Formación Profesional
  • Innovación y Formación Profesional
  • Emprendimiento y Formación Profesional
  • Renovación del catálogo formativo y definición de sectores estratégicos
  • Redimensionamiento de la Formación Profesional
  • Potenciar la Formación Profesional Dual
  • Centros de Formación Profesional como organizadores de tecnología aplicada. Redes de centros para la innovación y la creatividad aplicada en Formación Profesional. Estructuras de apoyo integral al sistema
  • Orientación profesional
  • Desarrollo de un sistema de evaluación y calidad del sistema

«Si queremos que la recuperación económica sea sostenida tenemos que hacer nuestro trabajo con el desarrollo del capital humano, de la formación», ha defendido Sánchez que asegura que para conseguir una recuperación «lo más pronta posible del coronavirus hace falta impulsar la Formación Profesional».

[El Plan B frente a la caída del turismo]

En este plan se apuesta por una perspectiva de internacionalización, por lo que se buscará también realizar estudios en centros extranjeros y que los títulos tengan validez en diferentes países: «La formación profesional tiene que dar un paso decisivo hacia el bilingüismo» comentó el presidente. Sánchez resumió en tres ideas el objetivo del plan: prestigio, dignificación y modernización de la FP.

[Estructura del Sistema Educativo español | PDF]

3 Comentarios

  • Desde organizaciones de centros privados (ANCCP, APEL, etc…., acreditados para la impartición de certificados de profesionalidad, una modalidad mucho más flexible, para trabajadores parados o en activo, reivindicamos el papel de estos en la acreditación profesional, sobre todo de aquellos menos cualificados en el nuevo plan de modernización de la FP. Estamos consensuando un documento de recomendaciones a la administración competente, como base de una campaña de promoción de los certificados de profesionalidad.

  • Desde que ganó Rajoy la FP ha aumentado un 80%. Pero queremos más. No se a que puede ser debido que la FP media no aumente.

  • Si creen que con la creación de 200.000 plazas (que no me lo creo) se arregla la FP están muy equivocados. La FP no hay que darle prestigio (ya lo tiene), solo tienen que observar los miles de estudiantes de FP en Andalucía que se quedan fuera del sistema año tras año (algunos más de 5 años consecutivos) por falta de plazas y los ridículos criterios de admisión.

    Menos anuncios de promoción de la FP y más PLAZAS.

¿Quieres comentar?

Relacionados

Más vistos

Siguiente