Newtral


Santiago Abascal: “Queremos devolver al Estado las competencias en sanidad, educación y justicia”
Siguiente

Santiago Abascal: “Queremos devolver al Estado las competencias en sanidad, educación y justicia”

Después de que su partido haya logrado por primera vez representación parlamentaria, el líder de Vox, Santiago Abascal, ha comenzado una gira por radios y televisiones para explicar el programa electoral con el que ha obtenido 12 diputados en Andalucía.

En el programa de Ana Rosa, en Telecinco, Abascal ha asegurado que “hay cosas que se pueden hacer desde los parlamentos autonómicos reformando los Estatutos, como devolver al Estado las competencias en Sanidad, Educación y Justicia”. Pero su argumento es ENGAÑOSO.

A diferencia de la Sanidad o la Educación, la Administración de Justicia es una “competencia exclusiva” del Estado, tal y como recoge la Constitución en el artículo 149. En este mismo artículo, la Carta Magna indica que “las materias no atribuidas expresamente al Estado por esta Constitución podrán corresponder a las Comunidades Autónomas, en virtud de sus respectivos Estatutos”. Así, las competencias en Sanidad o Educación sí son susceptibles de ser transferidas casi en su totalidad, pero no ocurre lo mismo con las de Justicia.

Lo único transferible en materia de Justicia es, según la doctrina del Tribunal Constitucional, la “administración de la Administración de Justicia” (es decir, los medios materiales y personales necesarios para su funcionamiento). Está transferida en 12 de las 17 comunidades autónomas (todas salvo Baleares, Castilla y León, Castilla La Mancha, Extremadura, Murcia, Ceuta y Melilla), tal y como indica el Ministerio de Justicia. Estas pueden decidir sobre edificios judiciales, medios materiales y funcionarios, pero no sobre jueces y magistrados: por ejemplo, su salario se fija en los Presupuestos Generales del Estado y lo abona el Ministerio de Justicia.

Las Comunidades Autónomas pueden tener competencias, por tanto, en lo que se refiere a regulación y dotación de medios materiales y humanos a la Administración de Justicia, “siempre que las haya asumido su estatuto”, tal y como nos confirma el catedrático en Derecho Constitucional Ignacio Villaverde. Por tanto, el argumento de Abascal es ENGAÑOSO, puesto que el grueso de las competencias en Justicia ya están en manos del Estado.

De hecho, la Constitución contempla que existan Tribunales Superiores de Justicia autonómicos, que Santiago Abascal también ha abogado por suprimir y ha incluido en su idea de recentralización de competencias, pero éstos no forman parte de la estructura orgánica autonómica: sus competencias continúan siendo, en todo caso, del único Poder Judicial existente en el Estado.

¿Es posible retirarle estas competencias?

Las únicas vías para retirar a las Comunidades Autónomas las competencias que sí tiene en materia de Justicia (medios materiales y personales) son, o bien una reforma constitucional, o una reforma de los Estatutos autonómicos. La primera tendría que impulsarla el Congreso de los Diputados, y para la segunda habría de hacerlo el Parlamento de la comunidad autónoma en cuestión. En el caso de Andalucía, donde Vox ha logrado 12 escaños, la iniciativa de la reforma corresponde “al Gobierno o al Parlamento de Andalucía, a propuesta de una tercera parte de sus miembros, o a las Cortes Generales”: solo con los diputados de Vox no sería posible reformar el Estatuto de autonomía andaluz.

Relacionados

Más vistos

Siguiente