Newtral
Preguntas y respuestas: ¿qué puede pasar si el Congreso no aprueba la prórroga del estado de alarma?
Siguiente

Preguntas y respuestas: ¿qué puede pasar si el Congreso no aprueba la prórroga del estado de alarma?

Según los expertos consultados, el confinamiento, la fase de desescalada tal y como está planteada ahora y el mando único desaparecerían si esta extensión no saliera adelante en la Cámara | Actualizado el 20 de mayo a las 12:30h

El Congreso de los Diputados, en la sesión del 29 de abril | Emilio Naranjo (Efe)

El Gobierno lleva esta semana al Congreso una nueva propuesta para prorrogar el estado de alarma que aplicó el 14 de marzo y, según ha transmitido Pedro Sánchez, su idea es hacerlo de forma reiterada durante la fase de desescalada: “No hay plan B”.

Sin embargo, el Ejecutivo se acerca a la votación del pleno de la Cámara baja con la incertidumbre de si tendrá los apoyos para que esta extensión se apruebe. De no lograrlos, el estado de alarma no se prorrogaría. Hablamos con expertos en Derecho Constitucional para analizar las consecuencias que esto podría tener.

¿Qué podría pasar si el Congreso no aprueba la prórroga del estado de alarma? 

“Si no se produce esta autorización, el estado de alarma deja de existir y, por lo tanto, dejan de tener vigencia los decretos y las órdenes ministeriales que se hayan dictado bajo su cobertura”, explica el catedrático de Derecho Constitucional de la Universidad de Málaga, Ángel Rodríguez. Hace referencia a las medidas cuya aprobación se ha “apoyado” en la declaración de esta situación: “Afectaría, por ejemplo, a las normas de orden público sobre el confinamiento o la desescalada, o la que establece el mando único en las actuaciones sanitarias”.

Coincide en este punto el también catedrático en la misma materia y vicepresidente ejecutivo de la Fundación Alternativas, Diego López Garrido, que señala estos tres aspectos como algunos de los que desaparecerían: “Hay determinadas medidas que el Gobierno no podría adoptar, pues es el estado de alarma el que las permite. Este está pensado para asuntos como la gestión de pandemias e incluye la restricción, no la suspensión, de derechos”, en referencia a las limitaciones de la movilidad vigentes. 

Javier Díaz Revorio, catedrático de Derecho Constitucional de la Universidad de Castilla-La Mancha apunta la casuística de cada uno de estos tres aspectos, según su parecer: “Si ya es dudosa la legitimidad del confinamiento en este momento, sería imposible mantenerlo sin la prórroga del estado de alarma, de manera que habría que proceder a otra serie de medidas menos restrictivas”. Lo mismo ocurriría con la movilidad, que -considera- pasaría “de la actual prohibición general de circulación (aun con excepciones, que en los últimos días se han ido ampliando) a un modelo general de libertad de circulación, pero que podría restringirse en determinadas circunstancias o lugares”. El mando único también quedaría atrás: “Tampoco serían aplicables directamente las medidas establecidas en los artículos 7 y 9 de la LO 4/1981, que sitúan en efecto a todos los funcionarios bajo la dirección de la autoridad competente (en este caso, el Gobierno)”.

¿Quién dirigiría, entonces, la desescalada en cada territorio?

Los gobiernos autonómicos. “Se devolverían las competencias a las comunidades, como es el caso de las sanitarias. El Gobierno podría intentar ejercer un sistema basado en la cooperación, dictar medidas generales, pero su cumplimiento lo decidirían las autonomías”, considera el politólogo y profesor de Derecho de la Universitat Oberta de Catalunya Ernesto Pascual. 

“Serían las comunidades las que tomarían las medidas. En cualquier caso, no podrían tomar medidas de confinamiento. Esto solo lo puede hacer el Ejecutivo central en un estado de alarma”, insiste López Garrido. Ángel Rodríguez también apunta a la necesidad de reforzar la cooperación entre la Moncloa y el resto de territorios si no se prorrogara esta situación: “Habría que acudir a los instrumentos ordinarios de coordinación del sistema sanitario, pues el Estado es el competente en coordinación general de la salud pública. Pero, sin estado de alarma, habría mucho más protagonismo de las comunidades autónomas”. Estas, sintetiza Díaz Revorio, tendrían un margen “mayor” para la adopción de medidas, lo que implicaría “un cambio en el diseño de la gestión de la pandemia”.

Sin embargo, a ojos de Ernesto Pascual, los territorios volverían a perder la iniciativa una vez se hubiera superado la crisis del COVID-19: “Después de la crisis sanitaria viene la económica y estas competencias son del Gobierno central”. Menciona como ejemplo la financiación de las autonomías o la distribución de algunas ayudas europeas.

¿Qué medidas podría adoptar el Gobierno central?

Aquellas que quedaran dentro de su marco de competencias habitual, como las relativas a Interior. También podría recurrir, a criterio de los expertos, a la Ley General de Sanidad -que regula el derecho a la protección de la salud recogido en la Constitución-  y a la Ley de Medidas Especiales en Materia de Salud Pública, como apunta el catedrático de la Universidad de Castilla-La Mancha: “Contienen previsiones muy amplias y abiertas, que permiten al Gobierno adoptar muy diversas medidas con el fin de controlar enfermedades contagiosas. Pero es evidente que esa cobertura legal no ofrece el mismo margen de actuación directa al Ejecutivo, especialmente a través de órdenes ministeriales, ya que desaparecería la autorización expresa al Ministerio de Sanidad que figura en la última prórroga del estado de alarma”.

Diego López Garrido concreta el contenido de la Ley sobre Medidas Especiales en Materia de Salud Pública.“Opera sobre la gente que tiene enfermedades contagiosas y transmisibles” y, por lo tanto, permitiría al Ejecutivo “actuar directamente sobre los enfermos y quienes hubieran estado en contacto con ellos” cuando lo estimara imprescindible para proteger la salud de la sociedad. Así lo recoge el artículo dos de la norma: “Las autoridades sanitarias competentes podrán adoptar medidas de reconocimiento, tratamiento, hospitalización o control cuando se aprecien indicios racionales que permitan suponer la existencia de peligro para la salud de la población debido a la situación sanitaria concreta de una persona o grupo de personas”. 

Este catedrático considera también la posibilidad de que el Gobierno actuara si creyera que una determinada actividad “pone en riesgo el derecho a la vida, el derecho a la salud pública o el derecho a la integridad física” recogidos en la Constitución: “Son bienes que están por encima de otros derechos” y pone como ejemplo el derecho de manifestación. Según su opinión, una marcha podría restringirse o suspenderse si el Ejecutivo viera comprometido alguno de los bienes mencionados. Sin embargo, apunta, debería ir estudiando “caso a caso” y no podría adoptar medidas generales

Como resume Ángel Rodríguez: “Podría tomar medidas muy parecidas a las que se han tomado bajo el estado de alarma, pero desde luego no serían las mismas, habría que ver una por una la que tiene cobertura legal en esas otras leyes y las que no”.

¿Cómo afectaría a otras normas ligadas a la duración del estado de alarma?

También decaerían, pero solo en los casos en los que su aplicación se hubiera vinculado con la duración del estado de alarma. Con todo, los expertos restan importancia a este aspecto pues, si quisiera, el Gobierno podría ampliarlas hasta que considerara oportuno: “Podría adoptarse, siempre dentro del respecto a la ley y a la Constitución, con independencia de que exista o no estado de alarma”, señala Díaz Revorio.

Cuando no exista esta correlación entre las medidas y la extensión de esta situación, no se verían afectados los Reales Decretos-ley aprobados por el Consejo de Ministros en los últimos meses, como explica Ángel Rodríguez: “Entran vigor inmediatamente, aunque deben ser convalidados por el congreso, como ya ha hecho con algunos. Todo lo que se haya regulado por un decreto-ley no se vería afectado si no se conceden más prórrogas de la alarma pues, aunque los decretos leyes solo se pueden aprobar si hay ‘extraordinaria y urgente necesidad’, esta se justifica por la pandemia, con estado de alarma o sin él”. 

Un ejemplo de este tipo de normas son las que incluyen las ayudas al alquiler o el paquete de medidas económicas para paliar los efectos del coronavirus.

Fuentes: 

9 Comentarios

  • No entiendo por qué para ir a hacer senderismo tengo que contratar una excursión y arriesgarme a relacionarme con personas que no conozco pudiendo ir con mis convivientes únicamente. Estaría bien mirar este tema.

  • Leer comentarios de que si este gobierno nos lleva a la ruina , de que si todo está mal, de que no se está haciendo nada me crispa cada día más, yo no sé si estamos encerrados a parte de en nuestras casas, también en una burbuja, no vemos lo que sucede a nuestro alrededor que no somos los únicos ,que todo un planeta está en la misma situación. Unos gobiernos por inacción y otros con más o menos aciertos, pero en todo el mundo hay casos y desconcierto ,en España puede que no se estén haciendo las cosas todo lo bien que se podría, pero sinceramente creo que se está intentando favorecer a todos los colectivos, cosa que no fue la tónica en otras crisis pasadas. También pienso desde mi humilde opinión y sin tener ninguna experiencia en gestión de crisis (aunque por los comentarios que se leen debo de ser de las pocas),creo que una suspensión del estado de alarma sería un suicidio, dar competencias a las Comunidades Autónomas y que estas tengan que empezar con la gestión en este momento de desescalada sería un paso atrás , también creo que si aparece un repunte no ayudaría ya que el gobierno central tendría que volver a decretarlo .

    • Cuando te quedes sin un duro todos los meses ,sin poder trabajar,sin que entre un euro en casa y acumulando deudas,viviendo de alquiler ,famila a la que alimentar y sin pagos de erte,ninguna ayuda a los autónomos y que la ayuda sea para prostitutas,vagos y maleantes..me cuentas qué tal con el estado de alarma cada vez más…xq todos rezamos x los fallecidos que nadie tiene que morir malamente x por desgracia ya nada se puede hacer por ellos solo dar el pésame a sus familias cumplir con las normas de sanidad..que si seguimos así si no nos mata este punto virus nos va matar la pobreza x si no lo as visto hay demasiada gente ya pidiendo comida q no tienen para llevarse a la boca …y yo soy apolítica x soy humana y necesito q mi familia coma como todas las personas…

    • Comparto tu opinión. Estamos ya en Mayo y el gobierno se plantea seguir con el Estado de Alarma… pero la oposición, PP, CIUDADANOS, partidos nacionalistas… ante la evidente crisis económica dicen q no apoyarán una 5ta. prórroga y menos una 6ta. del Est de Alarma. Y me preguntó, entonces, horarios, medidas sanitarias…, ayudas a los más desfavorecidos, etc… dejarían de existir, de estar vigentes, «desaparecerían»? No entiendo nada. y me da igual el color del partido q gobierne y de los demás… Lo q me importa es q la Vida nunca sea lo primero en protegerse. Nadie se esperaba una pandemia. Una visión así de apocalíptica solo la había visto en películas. Pero nos ha tocado vivirla. Y hay enfrentarla. Porque este virus es complejo, muy complejo. Todos criticaron al gobierno actual por tomar medidas «demasiado tarde» viendo lo que estaba pasando en Italia… y ahora… se niegan a que el estado de alarma pueda prorrogarse 1 mes más. No entiendo. Hablen con los sanitarios y haber q opinan….
      Pues si comienza un repunte, si comienza una segunda oleada, sin vacuna y sin antivirales efectivos estamos abocados a un desastre humano y si eso ocurre… ya sé entonces quienes habrán sido los responsables.
      Hay q proteger la economía pero antes, muy antes está la vida. Y si luego hay q empezar de cero, empezaremos juntos, unidos pero vivos, lo hicieron nuestros abuelos y lo consiguieron. Ellos deberían ser nuestro ejemplo.

  • Que se vayan, y devuelvan al pueblo los derechos democráticos que les han robado bajo amenazas y miedos para enquistarse en el poder.
    Hasta ahora tanto en salud ( sanitarios contagiados; muertos aislados y abandonados sobre sus conciencias. Donde los tests, mascarillas obligatorias y gel?
    Los españoles podemos cuidar de nosotros mismos, y todo para implantar un nacionalsocialismo, como dijo el bolchevique confeso, parasito de este régimen corrupto de Jorge Javier… nos toman por idiotas… falta de ética y de moral… en un país que prefiere enchufarse al futbol y a sálvame que a la historia y a la cultura.
    Quizás se merecen un pan y una cerveza que es lo que la prima de pobreza les dara este gobierno, para que sigan callados y votándoles.
    Normal que Europa no quiera saber nada de España.

¿Quieres comentar?

Relacionados

Más vistos

Siguiente