Newtral


La confusión con el polémico documento de Pfizer y la investigación del Washington Post
Siguiente

La confusión con el polémico documento de Pfizer y la investigación del Washington Post

The Washington Post ha publicado una investigación exclusiva en la que acusa a la farmacéutica Pfizer de ocultar «pruebas de que un medicamento podría prevenir el Alzheimer». Aunque la compañía lo ha admitido públicamente y ha explicado que se rigen «por rigurosas evidencias científicas», algunos usuarios de Twitter comparten un documento alegando que el diario se equivoca y que Pfizer «sí publicó el estudio». Te explicamos por qué ese documento no es el que refiere el Washington Post en su investigación.

La confusión surge de la existencia de varios documentos vinculados al Etanercept -comercializado como Enbrel-, el medicamento contra la artritis que podría resultar eficaz para evitar el Alzheimer. El ensayo que se ha difundido en redes sociales es un estudio de diferentes investigadores, entre ellos el profesor de la Universidad de Southampton Clive Homes (al que el Washington Post cita en su reportaje) sobre el efecto del medicamento en pacientes con Alzheimer. Este estudio (Etarcept in Alzheimer disease), desarrollado en 2015 y que se condujo sobre 67 voluntarios de los cuales solo 41 resultaron aptos para la prueba, NO es el documento en el que basa su denuncia el diario estadounidense.

Dos estudios similares

En los dos primeros párrafos del reportaje, el Post menciona que el estudio en el que basa su denuncia es otro, también conducido en el año 2015, pero que tomó como muestra «decenas de miles de reclamaciones a compañías de seguros». Existe un estudio similar al llevado a cabo con Pfizer sobre datos de aseguradoras, titulado Treatment for Rheumatoid Arthritis and Risk of Alzheimer’s Disease: A Nested Case-Control Analysis, que fue llevado a cabo por investigadores de las universidades de Darmouth y Harvard y que es público, pero que tampoco debe confundirse -el mismo reportaje del diario estadounidense lo aclara- con el llevado a cabo por Pfizer: el de la compañía es del año 2015; la investigación universitaria, de 2016.

Pero aún hay más: el Washington Post menciona un tercer documento, una presentación de Power Point de consumo interno de Pfizer distribuida en 2018. En ella, la compañía concluía que no llevaría a cabo la investigación, sobre una muestra mucho mayor a los 41 participantes del estudio de Clive en 2015, para comprobar la eficacia de Enbrel como medicamento para prevenir el Alzheimer.

La polémica, en el Power Point

La presentación en Power Point revelada que hizo estallar el escándalo estimaba en 80 millones de dólares (unos 70,7 millones de euros) el coste del estudio para contrastar los indicios hallados en el análisis de las reclamaciones a aseguradoras de 2015. El Post añade un dato de contexto más a la situación: Pfizer estaba a punto de perder la patente sobre Enbrel. Según la compañía, además, había motivos científicos para no realizar el estudio: el medicamento, a priori, no actúa sobre el tejido cerebral, que es donde se desarrolla el Alzheimer.

En conclusión: el documento difundido en las redes NO es el estudio de Pfizer del año 2015 en el que se hallaron indicios de los beneficios del uso de Enbrel contra el Alzheimer en el que basa su reportaje el Washington Post, ni tampoco el documento interno en Power Point sobre el que la compañía decidió no desarrollar un estudio científico al respecto.

¿Quieres comentar?

Relacionados

Más vistos

Siguiente