Newtral


Las personas de este vídeo no son agentes de la Policía rusa pegando “a tres moros” sino empleados de seguridad en Kazajistán
Siguiente

Las personas de este vídeo no son agentes de la Policía rusa pegando “a tres moros” sino empleados de seguridad en Kazajistán

La acción tampoco tiene lugar en Rusia, si no en Kazajistán. Además, es FALSO que las personas que aparecen en el vídeo sean policías.

Circula por redes sociales un vídeo en el que -según el texto que lo acompaña- unos agentes de policía rusa estarían propinando una paliza «a tres moros» (se utiliza la expresión «pidiéndole perdón»).

Sin embargo, el vídeo está grabado en Kazajistán, concretamente en la localidad de Padlovar. Gracias a una búsqueda en Google Maps, hemos averiguado que el bar en el que sucede todo se llama Bossfor. Las fotos del restaurante se corresponden con el local que se ve en el vídeo.

El vídeo se está difundiendo con connotaciones racistas contra la ciudadanía musulmana, cuando ésta, de acuerdo al ICEX, representa el 70,2% de la población del país. Además, los agresores pertenecen a un cuerpo de seguridad privada llamado Elecor Ky3et, es decir, no son agentes de Policía. En la web de la empresa hay fotografías que demuestran que la indumentaria de sus trabajadores es la misma que la que se ve en el vídeo.

Los hechos ocurrieron en octubre de 2016, según recogió el portal kazajo ‘Tengrinews’. Según el citado medio, la agencia de seguridad privada recibió un aviso del ‘café Bossfor’, que tenía contratados sus servicios. La llamada se habría efectuado cuando unos clientes trataron de marcharse sin pagar.

El personal consiguió retenerles en el restaurante. Según Tengrinews, cuando los empleados de seguridad llegaron al bar, los comensales agredieron a uno de ellos, a lo que los empleados de Elecor «habrían respondido de manera desproporcionada», tal y como muestra el vídeo.

De acuerdo al texto, la policía regional detuvo a los empleados de Elecor que se ven en las imágenes -que se hicieron virales en las redes sociales kazajas-. Entrevistado por el medio, un portavoz de la empresa lamentó que en el vídeo solo se muestre la actuación de sus empleados y no el motivo por el que agredieron a los clientes. Aun así, aseguraron que investigarían los hechos y les despedirían.

Tal y como ha confirmado a Newtral.es el medio kazajo de verificación Factcheck.kz (miembro signatario del IFCN) la policía regional detuvo a los cuatro empleados de seguridad. Dos de ellos fueron condenados a cuatro años y medio de prisión en enero de 2017; los otros dos llegaron a un acuerdo con una de las víctimas, a quien compensaron por daños morales. Uno de los guardas era de nacionalidad rusa; el resto, así como las víctmas, eran kazajos.

Fuentes:

Relacionados

Más vistos

Siguiente