Newtral


Seis años celebrando el Día Mundial del Emoji
Siguiente

Seis años celebrando el Día Mundial del Emoji

No es una celebración oficial, pero usuarios y compañías se unen en redes para conmemorar el icónico lenguaje. 

17 de julio de 2014. Jeremy Bunge, fundador de la Emojipedia y uno de los miembros del subcomité de Unicode -la ‘academia’ del Emoji, que traduce, crea y reconoce todos los códigos de este tipo de uso diario-, anuncia que en esa fecha se celebrará anualmente el Día Mundial del Emoji. ¿Por qué?

El 17 de julio del año 2002 Apple presentó en la MacWorld Expo de Nueva York su iCal, un sistema de sincronización de los diferentes calendarios personales de sus usuarios de Mac y iPod. Esta fecha condicionó la creación del emoji que muestra un calendario en los dispositivos de la marca de Steve Jobs. Y por este motivo en cualquier de los mismos el emoji del calendario muestra la fecha del 17 de julio. Pero la competencia digital es feroz: Whatsapp no siguió el patrón creado por Apple, y eligió el 24 de febrero como fecha a mostrar. Y en Facebook se muestra un genérico número 3, aunque antes la fecha que mostraba era la del 14 de mayo. Ese día cumple años Mark Zuckerberg. Y de alguna manera, quiso recordárselo a todo el mundo.

En todo caso, fue Apple quién venció en la batalla para conmemorar el Día del Emoji, e impuso su fecha elegida: el 17 de julio. También porque parte importante del subcomité de Unicode -que influyó en la decisión- había trabajado en Apple.

Sin duda, los emojis han cambiado la forma en la que nos comunicamos. Tanto es así, el Oxford Dictionary escogió “emoji” como la palabra del año en 2015. Pero ya que hablamos de precisión lingüística, conviene señalar que un emoji no es, como mucha gente piensa, un emoticono. Consultemos a la Fundéu: un emoji es una “pequeña figura de color con valor simbólico”. Por ejemplo, esto: ?. Mientras que un emoticono “es un símbolo creado con signos de puntuación y que se suele leer inclinando la cabeza”. Como esto: :-).

Revista Puck. 30 de marzo,1881.

¿Por qué es importante esta diferencia? Porque los emoticonos conviven con nosotros desde hace más tiempo que los emojis. Se pueden encontrar muestras de ellos en la prensa británica del siglo XIX. Una de las primeras apariciones de los emoticonos fue en una revista de sátira política llamada Puck, el 30 de marzo de 1881. En ella se proponía una combinación de 4 símbolos que mostraban 4 expresiones humanas: alegría, melancolía, indiferencia y sorpresa.  Tal vez -tal vez- la suma de todas las expresiones que un británico del siglo XIX se podía permitir el lujo de mostrar.

Pero dejemos atrás los emoticonos. Los emojis se empezaron a popularizar a partir de 1995, cuando el operador japonés NTT DoCoMo añadió el símbolo del corazón al modelo de ‘busca’ Pocket Bell.

A partir de ahí, las ventas de la empresa de telefonía japonesa no pararon de crecer. Pero faltarían todavía 3 años, hasta 1998, para que Shigetaka Kurita desarrollara la primera colección de emojis: 176 caracteres con una dimensión de 12×12 píxeles y de colores planos que intentaban representar las emociones humanas. No llegaron a ser registrados como propiedad intelectual; eso permitió que el MoMA los expusiera, elevándolos a obra de arte.

Shigetaka Kurita, NTT DOCOMO. MoMa.

En la actualidad hay 3.019 emojis aprobados por Unicode. Como novedad, este año ya se pueden encontrar emojis que permiten a las personas con discapacidad exponer su situación: un perro guía con arnés, un oído con audífono, brazos y piernas mecánicos o protésicos, personas en sillas de ruedas… Pero por muy extensa que sea la lista, las personas y las zonas donde se utilicen, según el estudio de Brandwatch hecho con datos de Twitter recogidos a lo largo de 2018 el emoji más popular es el de “la cara con lágrimas de alegría”. También lo corrobora emojitracker.com, una web que ofrece información en tiempo real de los emojis más usados.

Aunque tenemos que reconocer que el emoji favorito de Newtral es otro: Double check.

 

¿Quieres comentar?

Relacionados

Más vistos

Siguiente