Newtral


Recomponer la confianza en tiempo récord
Siguiente

Recomponer la confianza en tiempo récord

Los equipos negociadores del PSOE y Unidas Podemos se reúnen este jueves para allanar el terreno de una discusión exprés que les permita cerrar un acuerdo de gobierno antes del 23 de septiembre

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, y el líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, en una imagen de archivo | Podemos

“Saber negociar es que querer negociar, no imponer sino acordar”. Con este mensaje e insistiendo en la “tercera vía” ha arrancado el día el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, en el primero de los actos de una jornada en la que los negociadores del PSOE y de Unidas Podemos se verán las caras por primera vez desde el mes de julio. Faltan solo 18 días para que expire el plazo para atar un acuerdo de gobierno y ambos partidos siguen en sus posiciones, con el reto de recomponer la confianza rota.

También Pablo Iglesias dedicó algunas palabras a Sánchez horas antes de la reunión en el Congreso de los Diputados. “Pedro ha vuelto a dejar el examen de septiembre para el último día”, sentenció. Y alternó mensajes positivos y de rechazo a los puntos de partida programáticos y a las últimas propuestas de cargos que están fuera del Consejo de Ministros. “Vamos con voluntad de dejar atrás los reproches”, dijo Iglesias en ‘El programa de AR’ de Telecinco. A principios de la semana, el secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, avanzó que esta semana habría contactos entre los negociadores, y deslizó que habría que esperar a la siguiente para unir a los líderes de los partidos.

¿Por qué es importante?

Los jefes negociadores de cada partido en este vuelven a ser la vicepresidenta en funciones por el PSOE, Carmen Calvo, y el secretario de Acción de Gobierno de Unidas Podemos, Pablo Echenique. En rigor, el plazo que manejan los equipos es algo menor, cerca de diez días, porque la estrategia socialista de dilatar el inicio de las conversaciones ahoga el margen del Rey para convocar consultas. Todo apunta a que la ronda podría convocarse entre los días 16 y 17 de septiembre, con el fin de dar espacio a un pleno de investidura los días 18 y 19, así como a una eventual segunda votación el 21 de septiembre, dos días antes de 23, fecha límite.

¿Cuál es el contexto?

El marco de la negociación entre el PSOE y Unidas Podemos seguirá orbitando entre dos opciones: discutir un acuerdo de coalición o debatir sobre el programa. Esa es al menos la intención de la formación morada, según concluyeron este miércoles los seis negociadores tras una reunión de preparación, informa El País. El camino elegido a ese dilema marcará el tono de una negociación que promete ser intensa, en el que también se proponen “bajar al detalle y marcar distancias en asuntos medulares como las subidas fiscales”. 

Este martes, el presidente del Gobierno en funciones presentó las 370 medidas con las que pretendía convencer a Unidas Podemos de que apoyen un Gobierno socialista en tanto que hay un programa progresista común, para el que consultaron también a 24 organizaciones sociales que no se han visto representadas. “El programa representa algunos pasos atrás” con respecto al presupuesto pactado a finales de 2018, ha dicho este jueves Iglesias, a pesar de que el martes reconoció que algunas de las medidas sonaban “bien”. Por otra parte, también ha rechazado los puestos en el CIS, la CNMV o el Defensor del Pueblo ofrecidos por Calvo. “Nosotros no compartimos esa concepción patrimonial del poder que tienen los socialistas”, ha zanjado. El reclamo histórico de la formación morada ha sido entrar en el Gobierno para condicionar que se lleven a cabo verdaderas políticas de izquierdas.

¿Qué hay que tener en cuenta?

Fuentes de Moncloa indican a El Confidencial que si el Rey le encargara la investidura a Sánchez, tendría que aceptarla, a diferencia de lo que hizo Mariano Rajoy en 2016, cuando la declinó. Esa situación abre un supuesto -también factible en un último momento y sin acuerdo- en el que Unidas Podemos decidiera dar un ‘sí’ gratis a Sánchez para pasar a una oposición dura. Pero fuentes del partido y del Gobierno insistían a ese medio en que este escenario que se tiene en consideración parece “improbable” por la trayectoria de Iglesias. 

#Fact 

Sánchez tiene confianza en que las negociaciones con Unidas Podemos lleguen a buen puerto y descarta una repetición electoral. Pero hay dirigentes socialistas que no tienen tanta confianza en la fuerza de los consensos. El líder del PSC, Miquel Iceta, ha comentado este jueves en una entrevista en Catalunya Ràdio la posibilidad de que no se llegue a un punto medio antes del 23 de septiembre y haya que disolver las Cortes y convocar a elecciones el 10 de noviembre. “Me temo que sí porque no parece que haya aproximación suficiente. Pero del mismo modo que digo que este es mi temor, digo: no las quiero y hay que agotar hasta el último momento para que llegue el acuerdo”, ha admitido. 

[Actualización 6/9/2019 | La reunión de los negociadores de Unidas Podemos y el PSOE se extendió por alrededor de cinco horas, y aunque no llegaron a sellar avances acordaron volver a encontrarse sin fijar fecha. La número dos del PSOE, Adriana Lastra, dijo el jueves que el principal escollo es la posición «inamovible» de Unidas Podemos. Desde la formación morada, la portavoz adjunta, Ione Belarra, teme que los socialistas solo estén negociando como una «estrategia de marketing» antes de volver a convocar elecciones]


Descárgate Pronóstika
iOS | Android

¿Quieres comentar?

Relacionados

Más vistos

Siguiente